miércoles, 31 de octubre de 2012

MEMORIAS VISUALES DE UNA NIÑA DE BEIRUT

Cuando se le pregunta por ello, Lamia Ziadé aclara que esto no es un cómic, y hay que creerla. En las librerías lo colocan normalmente en la sección de cómics pero no creo que lo sea”. Ziadé (Beirut, 1968), artista visual y diseñadora, había hecho antes libros ilustrados, para niños y para adultos, y en esta última órbita puede situarse Bye Bye Babilonia. Beirut (1975-1979) (Sexto Piso, 2012, traducción de Elena Martínez Bavière). Sin embargo, resulta difícil no ver en este artefacto ciertamente inclasificable la influencia del cómic a través de la reciente novela gráfica autobiográfica, y más concretamente de una del impacto internacional del ‘Persépolis’ (2000-2003) de Marjane Satrapi. Incluso los paralelismos biográficos entre las dos autoras son llamativos: como la iraní Satrapi, la libanesa Ziadé es una exiliada voluntaria en París, enviada por sus padres para huir de su país natal, en su caso de una guerra civil que parecía no terminar nunca. Como Satrapi, Ziadé rememora la experiencia de su país de origen ya desde una visión de occidental asimilado, integrada en el mundo del “hombre blanco” tras una larga temporada en Francia, donde vive y trabaja.

---
Mi artículo sobre Lamia Ziadé y sus memorias sobre la guerra civil de Líbano sigue en Númerocero

3 comentarios:

juanan dijo...

Casualmente, un amigo me pasó el libro hace unas semanas, y ahí está: cogiendo polvo en lista de espera en mi mesilla. Es cierto que no es un tebeo, pero al hojearlo también pensé en la influencia de la historieta, pero también en uno de sus orígenes qeu es el libro ilustradosus

Pepo Pérez dijo...

Un libro muy especial, te lo aseguro. Léelo, espero que no te defraude.

juanan dijo...

Igual es una atracción debido a una deformación profesional, porque el amigo que me lo prestó también es profesor en derecho... Ya te contaré cuando lo lea.